Lunalia, licorería, mezcalería, y tienda gourmet
Con sabor a tradición

Malinalco magico te espera

Malinalco significa "en donde se adora a la diosa Malinalxochitl", diosa mexica hermana del dios Huitzilopochtli. Entre los restos prehispánicos más sobresalientes, encontramos el ubicado en la sección media del Cerro de los Ídolos, conocido como el Cuauhtinchán, que de acuerdo con José García Payón (primer arqueólogo que entre los años de 1936 y 1939 exploró el lugar) significa "la morada de hombres fuertes y valerosos; en donde se encuentran los excelsos guerreros águila (cuauhtli) y jaguares (ocelotl); los de ánimo invencible, que nunca en batalla dan un paso atrás, los representantes del sol en la tierra". Los vestigios se encuentra a 125 metros de altura sobre el nivel de la población. Por sus características arquitectónicas el cuauhcalli se ubica entre los pocos ejemplares en el ámbito mundial de tipo monolítico

  

En Malinalco, además de lo típico del lugar, su gastronomía, y su mercado ambulante (tianguis), son lugares notables la zona arqueológica y un convento agustino del siglo XVI..
Además del convento que ocupa la parte central de la población, justo frente a la plaza principal, alrededor de éste se encuentran varias capillas también del siglo XVI que nombran a los barrios, San Juan, San Pedro, La Soledad, San Guillermo, Santa Mónica, Santa Maria y las fiestas se suceden unas a otras durante todo el año. En ocasión de Navidad cada barrio acoge al niño Dios en un año determinado que se van rotando y es el barrio ( sus pobladores) el responsable de hacer el nacimiento vivo y las posadas cada noche así como dar de comer a todo el pueblo que acuda a la posada. Se acostumbra ponche de frutas con o sin piquete, pero también esquite (elote desgranado) arroz con leche, y sin falta los tamales.
 
 
 
En Malinalco se encuentra el Museo Universitario Dr. Luis Mario Schneider, en el que se difunde la cultura, las costumbres y tradiciones de Malinalco. Esta colección de hallazgos que forman parte de la investigación de este estudioso judío-argentino fue donada para su custodia y exhibición a la Universidad del Estado de México y se construyó este museo de sitio que bien vale la pena una mañana entera. Tiene una colección de plantas de la región digna de destacar pues es conocimiento casi perdido en otras regiones del país. Luis Mario Scheider vivió en Malinalco.

 

El clima de Malinalco es muy amable y hace el sitio ideal para el turismo de fin de semana. Templado casi cálido y subtropical. Otros atractivos son desde luego la zona arqueológica, la gastronomía no solo local sino de los varios restaurantes de diferentes influencias que satisfacen a la gran cantidad de visitantes de fin de semana. Las compras no se pueden quedar atrás y la artesanía es característica de Malinalco. Principalmente la talla de madera pero de gran formato. Siendo entonces un escalon más allá que mera artesanía y convertido ya en Arte en sí mismo. Hay un concurso de talladores de Madera cada verano al que convoca el Municipio y vienen incluso talladores de otros lugares a competir con los locales.
No podemos olvidar que el mezcal en algunas de las regiones de Malinalco es tradición ansestral, siendo sus procesos de elaboración tan artesanal como cuando se inicio.

Otro de los atractivos no muy conocido pero si nombrados son las pinturas rupestres de los diablitos y las caritas

 

 

 

Como llegar
El sitio se encuentra a 99 kilómetros de la ciudad de México por la carretera a Toluca hacia La Marquesa; posteriormente, rumbo a Tenango del Valle, a la altura del pueblo de Jajalpa se toma la desviación hacia Malinalco. De la ciudad de Toluca se encuentra a 70 kilómetros siguiendo la vía Tenango - Jajalpa que se mencionó anteriormente. Una vez situados en la población, es posible observar fácilmente la zona arqueológica, la cual se encuentra hacia el poniente, en uno de los cerros cercanos que se distingue de entre el paisaje por su singular formación geológica.

 

 

© 2018 Lunalia, licorería, mezcalería, y tienda gourmet